Se advierte al usuario del uso de cookies propias y de terceros de personalización y de análisis al navegar por esta página web para mejorar nuestros servicios y recopilar información estrictamente estadística de la navegación en nuestro sitio web. Política de cookies · Acepto · No acepto

Déjate seducir por el mundo del vino

Menú

Cuando los rosados son tendencia mundial

Jaime Nicolau
La llegada de la primavera, como antesala del verano, tiñe las terrazas valencianas de un precioso color rosa. Llegan de la mano de Utiel-Requena, un territorio en el que los rosados marcan un paso firme y decidido, a sabiendas de que el rosado es tendencia a nivel mundial. Y allí han estado bodegas muy representativas de esta DOP.

Empezamos el recorrido con Dominio de la Vega y su Mírame, una bella historia de amor. Se presenta con un color rosa salmón pálido de leves reflejos lilas. Vino de gran complejidad y finura aromática, destacando notas de fruta roja, fruta de hueso y recuerdos a flores de violeta, todo acompañado de unas ligeras notas marinas. En boca encontramos un vino de paladar delicado y muy fresco (notas cítricas) con notas salinas; pese a ser un vino ligero es muy envolvente, aportándole consistencia; en esencia un vino rosado elaborado con uva bobal y pinot noir, procedente de parcelas ubicadas en la zona de la Vega, en el paraje Cerro Tocón, que se encuentra a una altitud de 760 m con un suelo arcillo-calcáreo.

Desde Utiel llega Vega Infante Rosado, con un bello color fresa intenso con reflejos grosellas. Elegante aroma frutal donde combinan frutas rojas muy maduras y fresas silvestres. En boca armoniza la sensación frutal con la cremosidad de su sabor y su punta de acidez. Es la apuesta de Bodegas Utielanas.

Murviedro presenta una rabiosa primicia que llega del cambio de imagen completo de la bodega. Se trata de Pugnus Rosado Bobal, un vino afrutado y con carácter, ideal para acompañar todo tipo de platos, especialmente arroces, pastas y pescados, así como platos de las cocinas orientales. Sírvase fresco a unos 6-8ºC. Rojo cereza intenso y brillante. Afrutado y potente con notas frutales (fresa, frambuesa) y delicados recuerdos florales. Sabroso, joven y muy fresco.

Y así llegamos hasta Sierra Norte y su Pasión de Bobal Rosé. Se trata de uno de los productos más asentados en el mercado y uno de los pilares de esta apuesta de la DOP Utiel-Requena por los rosados. Presenta un color rosa claro brillante, nariz intensa con abundantes toques de fruta roja (grosellas, cerezas y fresas) y sutil recuerdo de pétalos de rosa. Al paladar presenta buena estructura, sabroso, amplio y equilibrado. Su fresca acidez hace de él un vino ágil y vivo. Su evolución en boca es magnífica, con un postgusto largo y sabroso, en el que destacan los aromas varietales.

Valsangiacomo ha mostrado su espectacular Clos de Sanjuan Rosé. Un rosado exclusivo con un packaging espectacular, que ha cautivado a los clientes de la firma. El rosado Clos de SanJuan es un monovarietal de bobal, como toda la gama Bobal deSanJuan, y es el resultado de unas uvas vendimiadas en exclusiva para este fin. En la parte técnica el equipo de la bodega optó por una maceración pelicular a baja temperatura durante unas horas para obtener precursores aromáticos de la piel de la uva. Toda la fermentación transcurre en depósitos de cemento para aprovechar la micro oxigenación natural que permite este material,  y que ayuda mantener fruta fresca.

Otro de los grandes clásicos con el que nunca se falla es con Nodus Rosado elaborado con la autóctona bobal. Presenta un color brillante color rojo frambuesa. En nariz presenta un intenso aroma a frutos rojos con fondos florales. En boca resulta elegante, sabroso y fresco. Se trata de un vino ideal para acompañar aperitivos, pescados, comidas suaves, arroces y todo tipo de guisados, así como carnes. Es un valor seguro entre los rosados valencianos.

El rosado de Vera de Estenas es un clásico y fiel representante de este tipo de vinos en la comarca. Color rojo con tonos fresas y ribetes violáceos, limpio y brillante. En nariz es muy intenso, afrutado, con toques de frutas carnosas. En boca es muy equilibrado, fresco, con la acidez justa. El post-gusto es potente, recordando la fruta y los aromas florales.

Coviñas es, con permiso del resto, la firma que más claramente y con mayor fuerza ha apostado históricamente por los rosados. En este caso nos acerca Rosa&Dito, una apuesta fresca de imagen simpática y con un noble producto que respalda el ingenioso marketing.  Con una etiqueta de estilo retro, colores planos y tonos flúor, Rosa & Dito está especialmente dirigido a gente joven y/o de espíritu joven, que disfruta del vino en momentos de relax, de ocio y camaradería. Rosa & Dito está elaborado con uva bobal 100%, la variedad autóctona de la zona de Utiel-Requena, recogida un mes antes del punto álgido de maduración de los rosados, lo que le da una acidez un poco más alta de lo habitual, y lo convierte en un vino muy fresco y apetecible, ideal para los días de calor.

Los rosados de Vicente Gandía son todo un clásico. Aquí la apuesta es Hoya de Cadenas Rosé, un monovarietal de bobal. De color rosa pálido, en nariz se presenta el aroma a fresa tan característico de la variedad bobal y en boca se confirma su caracter afrutado, con una acidez refrescante. Su persistencia aromática permite que el espíritu del vino merodee por el paladar durante mucho tiempo. La vendimia se realiza durante la 1ª quincena de octubre. Le sigue un corto período de maceración de los hollejos con su jugo con el fin de extraer los aromas tan peculiares que caracterizan a esta variedad y obtener las tonalidades deseadas. La fermentación se realiza a una temperatura de 16ºC para preservar los aromas extraídos.

Otro de los vinos que pudimos catar es Bisila Rosé, de Ladrón de Lunas. Presenta un color rojo cereza, brillante, con tonos violáceos. Aroma intenso, frutos rojos maduros y algo golosos, fondo especiado del hollejo. Tiene cuerpo y potencia, fresco, sobrio, franco y elegante.

Alto Cuevas de Covilor pasa por ser uno de los rosados mejor puntuados en las catas a ciegas.  Vino rosado joven elaborado con una selección de uvas de la variedad bobal. De color rosa fresa intenso. Posee elegantes aromas de frambuesas y fresas maduras con matices de frutos exóticos. En boca apreciamos su sabor a notas cremosas y su equilibrio frutal ideal para acompañar mariscos frescos, pescados, verduras asadas, además de todo tipo de arroces y pastas.

Entre los grandes clásicos y etiquetas con las que el acierto está garantizado encontramos Las 2 Ces Rosado de Chozas Carrascal. Vino joven y fresco, pero realizado con una variedad rústica como la bobal, que le permite armonizar perfectamente con una amplia gama de gastronomías, maridando tanto con arroces, pastas, pescados, marisco, e incluso con carnes blancas, embutidos, quesos…
Se podría decir que es un vino todoterreno en el maridaje.

Latorre Agrovinícola es otra de las firmas que apuesta fuerte por el rosado de bobal con su Parreño Rosado. Se trata de un vino suave elaborado cien por cien con uvas de la variedad bobal, procedentes de cepas de 50 años de antigüedad localizadas en el término municipal de Venta del Moro, por lo que presenta todas las características vinculadas tanto con esta clase de uva como con el tipo de suelo de la región. En este sentido, resalta a primera vista por su aspecto limpio, brillante, de una tonalidad rosa fresa muy llamativa que hace que quieras degustarlo inmediatamente. Una vez servido en la copa de vino, a través del olfato se pueden apreciar múltiples aromas propios de la bobal, sobresaliendo las fragancias a fresa y frambuesa que envuelven al consumidor. Posteriormente en el paladar manifiesta su fuerte carácter equilibrado y con mucho volumen, que deja en la boca un toque de frescura combinado con una ligera nota cítrica, proporcionando un postgusto largo.

Para terminar, Finca cañada Honda rosado de Bodegas Iranzo. Elaborado con la variedad autóctona de nuestra región vitivinícola, la bobal, es un vino potente y armonioso que combina con cualquier clase de plato veraniego, tales como gazpachos, ensaladas frescas, mariscos o arroces. Presenta un color rosa pálido y emite aromas intensos a frutas rojas, propios de la variedad con la que es producido. De carácter afrutado y con alta dosis de frescura, en boca sobresale por su untuosidad y carnosidad, que dan lugar a un vino vivo que contiene la cantidad adecuada de cada elemento.

El rosado, el rosé en los mercados internacionales, está de moda. Es tendencia mundial y cualquiera de estos vinos es capaz de explicar por qué.

 

 

Artículos en imágenes

0 comentarios en Cuando los rosados son tendencia mundial

Deja tu comentario

Tu e-mail no será visible.

* Requerido

* Requerido