Se advierte al usuario del uso de cookies propias y de terceros de personalización y de análisis al navegar por esta página web para mejorar nuestros servicios y recopilar información estrictamente estadística de la navegación en nuestro sitio web. Política de cookies · Acepto · No acepto

Déjate seducir por el mundo del vino

Menú

Escuela de la Vid: 60 años formando especialistas en vinos

23 octubre, 2018

. El centro educativo cuenta con 2,5 hectáreas de viñedo propio prácticamente en el centro de Madrid

. “No hacemos vino a pequeña escala en el laboratorio; elaboramos unos 20.000 litros de vino”, explica su director

Mª Carmen González

Una bodega con capacidad para elaborar 100.000 litros de vino, un viñedo propio de 2,5 hectáreas ubicado en un entorno privilegiado como la Casa de Campo –a escasos dos kilómetros del centro de Madrid–, y una trayectoria educativa de 60 años, hacen del IES Escuela de la Vid un centro de referencia en las enseñanzas relacionadas con el mundo del vino y la vid, del que han salido numerosos reconocidos enólogos que hoy desempeñan su labor en bodegas españolas y de otros lugares del mundo.

En la actualidad, este centro público ofrece un Ciclo Formativo de Grado Superior de Vitivinicultura y un Ciclo Formativo de Grado Medio de Elaboración de Aceites de Oliva y Vino, además de otros ciclos de producción agropecuaria, jardinería y floristería, y procesos y calidad en la industria alimentaria.

Son reseñables los medios con los que cuenta el centro, entre los que destacan, según explica su director, Antonio Jiménez Palop, sus 2,5 hectáreas de viñedo propio (cabernet sauvignon, tempranillo, merlot, garnacha, chardonnay, moscatel de grano menudo…) , sus laboratorios y, especialmente, su bodega industrial, con una capacidad de almacenamiento de 200.000 litros de vino. En este sentido, el docente explica que existen “muchas bodegas más pequeñas que la nuestra y pocas más grandes”.

Las prácticas que los alumnos desarrollan en el centro son, pues, similares al trabajo que pueden desempeñar en una bodega. “No hacemos vino a pequeña escala en el laboratorio; al final elaboramos unos 20.000 litros de vino y unos 30.000 kilos de uva“, destaca Jiménez. Y es que además de la uva propia, el centro recibe otra cedida por la Comunidad de Madrid, y la de una bodega la que “le elaboramos el vino y luego se lo lleva”. “Estamos todo el mes de octubre haciendo unas elaboraciones que son iguales que las que se pueden encontrar en una bodega”, resalta.

El objetivo de las enseñanzas del IES de la Vid, según explica su director, es que los alumnos “salgan lo más formados posible”, pero siempre “cercanos a la realidad con que se van a encontrar en el puesto de trabajo; que sepan qué es lo que les van a pedir, por donde va el mercado”… Por eso, afirma, es continua la interacción entre los alumnos y las bodegas y empresas del sector, con charlas y visitas, al tiempo que el profesorado no deja de formarse “para que no haya un abismo entre lo que explicamos y lo que luego los estudiantes se van a encontrar en las bodegas”.

Además, el IES Escuela de la Vid es un centro Erasmus, con lo que algunos de sus alumnos marchan cada año a hacer prácticas a Burdeos.

El centro cuenta en la actualidad con unos 300 alumnos, alrededor de 55 en el Ciclo Superior de Vitivinicultura, y el 35% son mujeres. “Hace 30 años sí había alguna reticencia por parte de alguna bodega a la hora de contratar mujeres, pero ahora mismo las chicas ya están de lleno en el mundo de la enología”, explica Jiménez, quien destaca que de 20 profesores en el centro, 15 son, precisamente, mujeres.

Es destacable, asimismo, la “diversidad de edades” de los alumnos, ya que hay desde algunos menores en los ciclos medios, hasta a jubilados de 65-70 años, “a los que les interesa el mundo del vino, o tienen viñas y quieren ampliar conocimientos o incluso hacer una bodega”.

Los estudiantes que terminan el ciclo superior salen con el título de Técnico Superior en Vitivinicultura. Antiguamente sí salían con el título de enólogo aunque en la actualidad, esta certificación se obtiene al realizar una diplomatura que antes no existía. No obstante, explica Jiménez, “muchos de ellos hacen labores de enólogos”.

En este sentido, explica que los alumnos que terminan el ciclo “pueden estar a cargo de una bodega”. “Puede que tengan un asesor, pero están capacitados para controlar el viñedo,  hacer las elaboraciones y tratamientos finales y embotellado del vino”. Además, los alumnos encuentran un buen nicho de mercado en empresas de servicios y tiendas y comercializadoras de vino.

El Ciclo Superior de Vitivinicultura se desarrolla en dos años, con un total de 2000 horas formativas, 370 de las cuáles son prácticas en centros de trabajo. Entre los modulos que se imparten se encuentra análisis enológico, vinificaciones, vinicultura, legislación vitivinícola y seguridad alimentaria, producción ecológica de vinos o cata y cultura vitivinícola, entre otros.

Según la normativa, este profesional será capaz de “organizar, programar y supervisar la producción en la industria vitivinícola, controlando la producción vitícola y las operaciones de elaboración, estabilización y envasado de vinos y derivados, aplicando los planes de producción, calidad y seguridad alimentaria, prevención de riesgos laborales y protección ambiental, de acuerdo con la legislación vigente”. “Podrá ejercer su actividad tanto en pequeñas, medianas o grandes empresas vitivinícolas, dedicadas a la producción de uva, elaboración, crianza y envasado de vino, como en pequeñas, medianas y grandes industrias de destilados de vino, concentración de mostos, elaboración de vinagres y otros productos derivados de la uva y del vino y tanto por cuenta propia como por cuenta ajena”.

La trayectoria del centro comenzó en 1958, como Escuela Sindical de la Vid. Desde su nacimiento hasta la implantación de la Ley 70 de Formación Profesional, los alumnos obtenían la titulación de capataz bodeguero que otorgaba el Ministerio de Agricultura. Posteriormente, y durante alrededor de 30 años, comenzó a impartir las enseñanzas de Técnico Especialista en Viticultura y Enología. Eran tiempos en los que acudían numerosos estudiantes de todas partes de España, de Galicia a Castilla-La Mancha pasando por la Ribera del Duero o Cataluña, muchos de los cuáles residían en el internado que tenía el centro.

Este hecho produjo que muchos de los grandes enólogos que hoy trabajan en bodegas españolas y de otras partes del mundo salieran de este centro. Posteriormente, y con la implantación de ciclos formativos, muchas autonomías pasaron a tener centros que impartían estudios relacionados con la enología.

180907-5bseleccion-800x200px

Artículos en imágenes

2 comentarios en Escuela de la Vid: 60 años formando especialistas en vinos

PPacheco1979 el 23 octubre, 2018 a las 10:26 pm:

Estimado Antonio, paisano y entusiasta del vino y su vida. Cuanto dices es cierto, yo fui un afortunado de este gran centro. Me titulé como Capataz bodeguero y a continuación Técnico Especialista en Viticultura y Enología, residiendo durante los tres cursos en la Residencia. Tuve una formación teórica práctica muy importante y gracias a ello, junto con otra relacionada con el mundo de la administración y finanzas, he podido desarrollar una vida laboral muy gratificante y digna, por ello mi agradecimiento a ese buen centro y animo a los jóvenes para que se planteen la posibilidad de formarse en él, pues merece la pena. Gracias a directivos, profesores y compañeros, muchas gracias por vuestro bien hacer y amistad, conservando grandes amigos y emocionados recuerdos. Enhorabuena a todos. Un fuerte abrazo

AJPALOP el 31 octubre, 2018 a las 9:56 pm:

Gracias José Antonio por el comentario.Aunque creo que tus alagos son tambien para vostros, con vuestro paso por la escuela.Nosotros nos esforzamos por mantener el espíritu,que nos define.
Un saludo paisano.

Deja tu comentario

Tu e-mail no será visible.

* Requerido

* Requerido

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.