Se advierte al usuario del uso de cookies propias y de terceros de personalización y de análisis al navegar por esta página web para mejorar nuestros servicios y recopilar información estrictamente estadística de la navegación en nuestro sitio web. Política de cookies · Acepto · No acepto

Déjate seducir por el mundo del vino

Menú

Protos, una bodega de película

Castillo, Peñafiel, Protos, Bodegas, vino, enoturismo, lifestyle, catas, Ribera del Duero, foodies

Por Maria Salvador

Protos es una de las bodegas españolas más conocidas, pero pocos saben que entre su historia destaca el haber dado nombre a la D.O Ribera del Duero o vender en lugares tan remotos como la isla de Guam, en el Océano Pacífico.

“Cuando se fundó Protos en el año 27 se fundó con tres marcas. La marca madre era Protos, la más conocida a lo largo del tiempo, pero también se fundó con las marcas Peñafiel, para los vinos que serían reservas de segundo y tercer año, y Ribera del Duero, para la elaboración por aquel entonces de los claretes y de los vinos jóvenes, que no tenían crianza en barrica”, explican desde la bodega a 5barricas.

barricas, Castillo, Peñafiel, Protos, Bodegas, vino, enoturismo, lifestyle, catas, Ribera del Duero, foodiesEn el año 82, cuando nace el Consejo Regulador, la bodega autoriza el uso de la marca Ribera del Duero para denominar toda la zona. En aquellos momentos eran apenas una docena de bodegas, entre las que se encontraba por ejemplo Vega Sicilia. Una acción de la que aún quedan trazas en sus etiquetas de vinos de roble y rosado. En la actualidad, el Grupo Protos incluye cinco bodegas, cuatro en la Ribera del Duero y una en Rueda.

Presentes en 96 países, su mercado principal sigue siendo España, que representa prácticamente el 80% de sus ventas, indica el director de comunicación de la bodega, Fernando Villalba, quien destaca la presencia de Protos en América. “Especialmente en Centroamérica y Sudamérica, posiblemente por vínculos sentimentales o culturales, ya que allí se tiene un gran conocimiento de la Ribera del Duero”, indica.

Numerosas son las anécdotas cuando hablamos de viñedosde larga tradición, como cuando los contactaron desde la producción de la cinta Palmeras en la Nieve para incluir sus vinos en el rodaje. “Esta película está ambientada en la isla de Fernando Poo (en la antigua colonia española de Guinea Ecuatorial) y para darle credibilidad buscaban una marca de vino para una escena que fuese real, tanto en los años 50 como a finales de los 90”, cuenta divertido Fernando. Para ello utilizaron botellas del año 58, época en la que ya estaban presentes en el país africano.

Otro de los aspectos en los que han sido pioneros es en el sector del enoturismo, con dos de sus bodegas abiertas al público que, por cierto, no podrían tener personalidades más distintas.

La primera de ellas es una bodega de crianza excavada en la montaña donde se yergue el Castillo de Peñafiel. “Sorprende mucho al enoturista porque son casi dos kilómetros y medio de cuevas y galerías subterráneas naturales”, describe Fernando. Se accede por una puerta de tránsito independiente del castillo y algunas de sus galerías datan del siglo XVI. Eran bodegas que usaba la Orden del Císter en Peñafiel para esconderse y para criar ya el vino en una forma rudimentaria. Otras son ampliaciones que se han ido haciendo a lo largo del tiempo, explica.

Castillo, Peñafiel, Protos, Bodegas, vino, enoturismo, lifestyle, catas, Ribera del Duero, foodies

La segunda bodega, de arquitectura vanguardista, es obra del prestigioso arquitecto Richard Rogers, en colaboración con Alonso Balaguer y Arquitectos Asociados, y es el actual cuartel general de la marca. Se encuentra además en la intersección de dos caminos históricos: la prolongación del Camino de las Eras y la cañada merinera de San Pedro, antigua calzada romana.

“Con esta bodega queríamos darle también un ‘golpe de timón’ a la marca, actualizarla, y decidimos que no solo necesitábamos una bodega que fuese un gran sitio de elaboración de vino, que lo es, sino que también proyectase la imagen y nos proyectara en el futuro”, explica Fernando sobre la que hoy es el cuartel general de la marca.

La vista abarca ambas bodegas, empezando por la más antigua para seguir la evolución de Protos a lo largo del tiempo. A través de galerías subterráneas se accede a la nueva sede que, discreta y funcional, atrajo en 2016 casi 36.000 visitantes.

180205-wset-level-2

Artículos en imágenes

2 comentarios en Protos, una bodega de película

blas el 6 febrero, 2018 a las 7:22 pm:

Me encantan sus vinos,espero un dia no muy lejano poder visitar alguna de sus bodegas.

Carmen Torroba el 7 febrero, 2018 a las 11:14 am:

Histórica y preciosa bodega, la he visitado varias veces y cada vez la encuentro un nuevo encanto. Merece la pena una escapada para conocerla.

Deja tu comentario

Tu e-mail no será visible.

* Requerido

* Requerido