Se advierte al usuario del uso de cookies propias y de terceros de personalización y de análisis al navegar por esta página web para mejorar nuestros servicios y recopilar información estrictamente estadística de la navegación en nuestro sitio web. Política de cookies · Acepto · No acepto

Déjate seducir por el mundo del vino

Menú

Territorio BMW Engasa – Caixa Popular. Carreteras CV

Viajar, partir, vivir. De eso trata este proyecto: Territorio X Caixa Popular. Recorrer los tramos de carretera más bellos de la Comunitat Valenciana a bordo de unos fieles compañeros de viaje: la generación X de BMW. Apoyados por una Caixa que ha hecho del territorio vinícola valenciano y sus gentes sus razones de ser. Unos viajes que deben convertirse en toda una invitación para viajar, partir, vivir… ¿Nos acompañan?

A las Puertas del Cielo

Una postal medieval en activo; un parque natural abierto a todos los públicos; y un pueblo que reúne tres culturas: íbera, islámica y cristiana. Todo en los márgenes de la carretera comarcal Cv-333.

La tierra que envuelve

Porciones de sosiego. Templos secretos. Bosques peinados. Y un vino que sabe a un paisaje que fue habitado por un pueblo que bautizó una península. Atravesamos la N-322.

Gandia, hija de la luz

Una galería de arte Patrimonio de la Humanidad. Un claustro mudéjar a la orilla del Mediterráneo. Un Palacio Ducal que lleva hasta Roma. Y todo bajo la atenta mirada de una montaña arcádica. Orillada sus faldas por la CV-675.

Sencillamente Alcoy

La conquista del paisaje. Ese es el regalo que ofrece la CV-797 camino del Parque Natural de la Font Roja. Y a sus pies, una ciudad. Solo hay que cruzar uno de sus puentes para acariciar sus orillas moras, cristianas, modernistas y fabriles.

Carreteras como versos

Unas carreteras que se internan en el corazón de una sierra que palpita vida por todas partes y que el viajero se dispone a recorrer para encontrarse finalmente con ustedes. Porque la Mariola les acogerá como el regazo de una madre.

A la orilla del río Clariano

Maestros vidrieros; un templo masónico; un mirto milenario; unos ojos de destellos azul turquesa y verde esmeralda. Y guardándolo todo: dos gigantes orográficos. ¡Bienvenidos a la comarca de la Vall d’Albaida!