Se advierte al usuario del uso de cookies propias y de terceros de personalización y de análisis al navegar por esta página web para mejorar nuestros servicios y recopilar información estrictamente estadística de la navegación en nuestro sitio web. Política de cookies · Acepto · No acepto

Déjate seducir por el mundo del vino

Menú

Colmado Lalola: “Aquí una centolla, aquí un amigo”

17 junio, 2016

5b_colmado_lalola-00

José Antonio López
Quien conoce a Jesús Ortega, no se sorprende ni de sus creaciones, comentarios, formas de hacer y mucho menos de trabajar.

Me llamó hace unos meses para comunicarme la buena nueva de la inauguración del Colmado Lalola. No pude ir en su momento y “las múltiples ocupaciones de Jesús” impidieron que disfrutara de su nuevo establecimiento, pero no que lo fuera conociendo poco a poco que es como se siente y admira lo que es una obra “de autor”.

La presentación del Tardeo y luego la emoción compartida cuando se le entrega el merecido premio al Diseño en la Hostelería que la Federación le entregó hace unos días.

Se rompe el maleficio y me reencuentro con Jesús. Ortega de apellido. Una mente que corre más que el viento y que es capaz de crear miles de historias provenientes de tiempos sin edad.

No se crean que todo es fantasía. Eso ocurre en los cuentos y Lalola tendrá muchas cosas, pero, nunca fue ni será un cuento.

Esta es la realidad.

¿Cómo se te ocurre montar un colmado en la base del Miguelete? Hay que tener “bemoles”. Y formulada la pregunta me doy cuenta del error. No estoy ante alguien normal, estoy ante un artista.

5b_colmado_lalola-04

5b_colmado_lalola-02

“Aquí, allí y donde sea. Tengo la suerte de montar otro negocio cerca de Lalola y sé que lo he hecho en el momento adecuado y en el mejor sitio”.

Un colmado…

“Sabes que mi familia empezó en las tiendas antiguas de alimentación. En los colmados. Yo tenía ilusión por poder tener una tienda de alimentación como las que había hace cincuenta años y en cuanto he tenido la oportunidad, lo he hecho”.

Claro que llama la atención. Estoy ante una tienda, un colmado, de no muy lejos de los años sesenta…

Le digo, o de los cincuenta y algunos…

“Es que yo no soy tan mayor como tú”.

Pero has bebido en las mismas fuentes. No quisiera recordarte que el reclamo de la tienda de tu madre eras tú. Pequeño y redondo. Gordo, vamos. Le respondo.

Estamos compartiendo una cerveza marca Lalola y, en este momento, la retira de la barra más anticonvencional del mundo… (es una barra, mostrador donde el cliente se pone donde le da la gana. Detrás, delante… menos encima, donde quiera. Es rara, es distinta, es Jesús.

Tampoco es para enfadarte, ahora ya no estás gordo y has cumplido años como para no ser “gancho”.

“Me encuentro feliz. Cuando pensé en el proyecto puse una serie de condiciones que no se podían obviar. Las estanterías con su tela metálica. La entrada antigua. El mostrador, los estantes de servicio… todo tenía que ser auténtico”.

Ahora vamos a por el contenido.

5b_colmado_lalola-01

“Estoy recuperando lo mejor de lo mejor. No hablo de delicatessen, pero sí de buenos productos. Los mejores jamones al corte, las conservas, las banderillas, los aceites, los lomos, las conservas vegetales, los quesos… espera”.

Y echa a correr como alma que se lleva el diablo.

5b_colmado_lalola-06

Nacho acude al quite y sigo hablando con un profesional de los que sabe “oler un cuchillo”. “Buscamos por toda la Comunidad Valenciana, lo mejor de lo mejor. Otros productos se ven ampliados, en las familias, con denominaciones de otras partes de España. Los quesos, los encurtidos, algunas mermeladas. Tenemos, lo mejor de lo mejor, al alcance de todos”, me comenta Nacho.

Cristina aparece con un sifón y tres clases de vermú casero. Es la vuelta al pasado… bueno. Saber y sabor.

Vuelve Jesús.

“Perdona, pero acabo de recibir el marisco que compré ayer y va con él una centolla de la que me he enamorado”.

5b_colmado_lalola-11

5b_colmado_lalola-12Y hacemos las presentaciones oficiales con la centolla y me entero de que Jesús va a comprar los mejores mariscos y los justos para poder ofrecer, cada día, lo que más le llama la atención y puede gustar a sus clientes. Cigalas, ostras, quisquilla, gamba…

Me echo las manos a la cabeza.

Tenemos un menú desde diez euros, así que no te pongas en plan dramático. Lleva escalibada con mojama de atún, nuestra ensaladilla rusa, la carrillada, las tostas variadas…”.

Le pido que se calle, o me devuelve la cerveza Lalola o no sigue hablando.

Pierdo el tiempo.

Como un coro, Jesús, Nacho y Cristina se unen en voces para decir que disfrutan trabajando. Que les gusta lo que hacen y que están dispuestos a darlo todo, por todos.

5b_colmado_lalola-07

Aperitivos, comidas, meriendas y cenas dentro de una particular forma de hacer. Aquí si que no hay manipulación de producto. Está como está y sabe a lo que es.

Jesús tiene una conferencia y no voy a interrumpirle. Pruebo el jamón, el maravilloso queso que acaba de comprar, el pulpo tremendo en vinagre y me devuelven la cerveza.

A los “pies del Micalet” está el Colmado Lalola. Vinos, licores, vermú, salazones, conservas, productos artesanales, simpatía y alegría.

Es la obra de Jesús y de su equipo.

Es un centro de energía positiva.

Tel.: 961 047 178.

ver ficha

Artículos en imágenes

0 comentarios en Colmado Lalola: “Aquí una centolla, aquí un amigo”

Deja tu comentario

Tu e-mail no será visible.

* Requerido

* Requerido

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.