Se advierte al usuario del uso de cookies propias y de terceros de personalización y de análisis al navegar por esta página web para mejorar nuestros servicios y recopilar información estrictamente estadística de la navegación en nuestro sitio web. Política de cookies · Acepto · No acepto

Déjate seducir por el mundo del vino

Menú

Tinto o blanco, todo es vino y es bueno

3 junio, 2016

5b_vinoblanco_01

José Antonio López
Perdón por la licencia, pero hay que empezar el día con una sonrisa y cuando uno conoce el gran restaurante Vino Tinto y le invitan a Vino Blanco, pues qué quieren que les diga…

Me sorprendió ver la obra de un local en la Gran Vía Marqués del Turia, 59 que prometía ser un nuevo restaurante con un toque especial. En la calle, aparcada una moto que me es familiar. Me gusta cuidar los detalles. Un pequeño salto a lo que eran escombros y me encuentro cara a cara con una de las personas que más admiro y quiero Javier Van-Gemert. ¡Puxa Asturies!

Tuve la satisfacción de conocer a este “monstruo de la cocina y de la organización” hace bastante tiempo. Desde entonces, cada paso que da, cada reto que se marca, lo sigo con pasión. Es un gran profesional, una mejor persona y encima va a ser padre. Lo tiene todo.

Desde su Vino Tinto en San Vicente, 44, ha ido trabajando una cocina de mercado que marca diferencias. No es raro verle a las primeras horas de la mañana en su amado Mercado Central haciendo y disfrutando de las compras.

Productos de mercado frescos, naturales, de temporada y con un toque especial que él sabe darle y una preocupación casi obsesión: el respeto por el producto.

Añádanle la calidad de servicio y su enorme preocupación porque todo esté perfecto en cualquier momento.

Le admiro.

Porque es muy bueno y muy humilde.

Poco a poco los escombros de la obra van desapareciendo y una brigada de profesionales se incorporan a hacer suyo lo que hoy es Vino Blanco.

El local hay que verlo y disfrutarlo. Amplio, diáfano, limpio, manteniendo las distancias que permiten la intimidad entre comensales. La vajilla seleccionada, la cristalería, adecuada, los pequeños detalles, cuidados.

5b_vinoblanco_02

Hay un gran equipo trabajando aquí. Nestor Oreiro es el jefe de cocina. Cercano, amable, dispuesto a aprender y a enseñar. Maestro, que lo es. Con él, Chimo, Dani y Jaime, cada uno en su cometido, todos a una por hacer un sueño realidad.

Claro que hay más profesionales en barra, en sala, en regalar sonrisas, pero ese es un tema que abordaremos en otros reportajes.

Te encuentras bien en Vino Blanco, ya es mucho o lo es todo. No estás como en tu casa, pero esa ya la tienes, estás “en esa otra casa” que haces tuya.

Nos han invitado para que hablemos y probemos su nueva carta.

Eso hemos hecho.

En la barra, al entrar, hemos disfrutado de un magnífico vermú o de una selección de cervezas como para quitarse la boina. Los frutos secos, sobre todo las almendras, son como para adoptarlas. Buenos compañeros de prensa y grandes profesionales.

Esta fue una de las múltiples propuestas de Vino Blanco para la comida. Que no se me olvide, también desayunos, almuerzos, comidas, meriendas y cenas. En un local que vale la pena visitar. No se olvide de la bodega con más de cien referencias seleccionadas entre vinos, cavas y champagnes…

5b_vinoblanco_03

Sashimi de salmón envuelto en lechuga de mar, geleé de manzana, tiras de manzana Granny Smith y reducción de soja y miel y dos ingredientes más que guardaron en su zurrón.

Tartar de atún rojo con aguacate, rábano, cebolla roja, gominolas de fruta de la pasión y mayonesa de chile habanero.

Ya vamos, estamos un poco al loro porque esta prueba de menú promete dejarnos sentados. Y sucede el despertar a lo, que en principio, era un esperar.

Salmorejo con fresas, sashimi de pez mantequilla y polvo de aceituna negra. Ahí queda eso. Esperando y comentando cuando llega, sin avisar, la bomba. Steak tartare de carne de vacuno (solomillo y black angus) con cebolla tierna, pepinillos y crema de mostaza y chiles habaneros, ahumado con madera de haya y romero.

Todos de pie. Aplausos. Nestor y Javier, sonríen. Notarán que hay algunos platos con chile, mostaza… es increíble cómo se consiguen los equilibrios para que lleguen al gusto de todo el mundo. Magnífico.

Y seguimos.

Croqueta de jamón ibérico con coca de tomate concasé con sardina ahumada y aceite de piñones.

Arroz meloso de secreto ibérico, ajos tiernos y habas.

¡Alto! Hay que dar tiempo, aunque no nos lo permitan, presentando en la mesa los Canutillos de queso Idiazábal con mermelada de manzana y jengibre y rematando con la muerte por chocolate.

Sobran más palabras. La obra ha estado y está en la mesa. No lo digas, hazlo.

El equipo de Vino Blanco nos ha demostrado lo que son capaces de hacer. En este momento. Ahora.

Servidor, que les conoce, me permito decir que esto no es más que el comienzo.

Prepárense para el futuro, disfrutando del presente.

Vino Blanco está en la Gran Vía Marqués del Turia, 59.

Artículos en imágenes

2 comentarios en Tinto o blanco, todo es vino y es bueno

Adrian el 29 septiembre, 2016 a las 5:10 pm:

Para vinos buenos los de DO Utiel Requena, son todos realmente buenos, ya sean blancos, tintos, rosados, espumosos y hasta vinos de baja graduación! Os aconsejo que los probéis.

Jose Chile el 30 septiembre, 2017 a las 12:45 am:

Me ha agradado este artículo, muchas gracias por compartirlo y sigue de esta manera.

https://cabanaschilenas.com/

Deja tu comentario

Tu e-mail no será visible.

* Requerido

* Requerido

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.