Déjate seducir por el mundo del vino

Menú

¿Qué debe comer un futbolista para mantener su racha tras las Navidades?

David Blay Tapia
Roger Martí es un jugador de fútbol atípico por varios motivos. Quizá al verlo en el campo o al saludarlo fuera de él no siempre exista esa percepción por parte de las personas que le siguen a diario, pero muchos aspectos le alejan del jugador medio de la Primera División española.

Hay que retrotraerse a su cesión al Valladolid para comprender todo lo que ha venido después, aunque su firme filosofía física y gastronómica le ha ido acompañando desde que formara parte de las categorías de formación del Levante Unión Deportiva.

El valenciano se rompió por primera vez el ligamento cruzado de su rodilla en el club albivioleta. Y, al comenzar la recuperación con la incertidumbre que genera si serás capaz o no de volver al alto nivel, se unió a varios socios para convertirse en empresario. Concretamente de un gimnasio llamado Impulse Sport en Torrent –donde pasó su infancia, pese a haber nacido y ser residente en la capital del Turia–.

De ahí viene el hecho de que sea uno de los pocos integrantes de la plantilla habituado a hacer dobles sesiones físicas diarias. La primera, siempre la más importante, la realizada con el equipo. Y la segunda, con el beneplácito del club y con un entrenador personal de confianza, para mejorar las prestaciones de su tren inferior y reforzar sus cuádriceps para proteger al máximo las articulaciones.

Precisamente entrenador personal y procedente de su gimnasio es Roberto Marchuet, una persona que junto con otro socio en poco más de un año ha consolidado Maco como un referente healthy en el barrio de Ruzafa. ‘El Pistolero’ es un fijo de su local, ubicado en la calle Cádiz número 47, al que suele visitar cuando quiere comer fuera de casa pero haciéndolo de manera saludable. Porque, más allá de las recetas que preparan allí, la amplia información nutricional de la carta ayuda a los profesionales del deporte a poder salir a tomar algo sin saltarse las dietas impuestas por los preparadores físicos.

Desde la causa, uno de sus platos estrella –donde el puré de patata, los cacahuetes y el pollo aportan proteínas, hidratos y grasas no saturadas– hasta los pokes o las ensaladas –bombas de omega tres y vitaminas– ningún plato pasa de las 400 calorías. Además, permite una enorme variedad de sabores para no pensar que te estás sometiendo a un régimen estricto.

Bien es cierto que en casa de los Martí Salvador hay permiso para adaptarse a la cocina navideña en Nochebuena y el día 25 de diciembre, pero no es menos verdad que el resto del tiempo de vacaciones al 9 del Levante le toca mantenerse.

 

Aunque precisamente en el caso de Roger esta problemática es inexistente. Su apuesta diaria por la comida saludable, el descanso y las sesiones físicas le han llevado a consolidarse entre los mejores goleadores del campeonato español. A ser el delantero más efectivo de la plantilla. Y a convencerse de que, con 27 años y en el mejor momento de su carrera, su apuesta por el entrenamiento invisible y por llevar una vida de atleta de élite está por fin dando los resultados que tenía claros en su cabeza desde que decidió dedicarse profesionalmente al mundo del fútbol.

0 comentarios en ¿Qué debe comer un futbolista para mantener su racha tras las Navidades?

Deja tu comentario

Tu e-mail no será visible.

* Requerido

* Requerido

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.